Hoy he tenido uno de esos días que dan gusto. Me explico. A parte de las clases, hoy tenía una entrevista sobre publicidad on line con uno de los responsables del Grupo Prisa que ha ido genial, ha sido muy explicativa y pronto la tendréis por aquí; igual que otra que le hice ayer a Antonio Fumero sobre el mismo asunto; habrá más, mínimo 2-3 más. Luego salgo de allí y me cruzo con Alberto Granados, director y locutor de la SER de A vivir Madrid y SER Curiosos; y el sábado iré a la grabación de un programa, así que no sé si tendré algo bueno que contaros el sábado. Cuando ya me iba hacia el metro, pasaba por la Fundación Telefónica y, no es gran cosa, me han regalado un arbolito de navidad en escayola.

En estos días tan agoviantes, con vistas a un futuro casi inmediato lleno de exámenes y entregas de trabajos, que las cosas vayan bien y te sube la moral. No necesitamos grandes cosas para ser feliz, de hecho algunos no necesitan nada, pero la consecución satisfactoria de tus objetivos es un buen elemento de felicidad. Y vosotros, ¿cómo andáis de felicidad?