La Audiencia Provincial de Barcelona estudia si la aplicación en España del canon pro copia privada excede de lo que debería ser una compensación equitativa por la limitación que supone al derecho de reproducción, tal y como es concebido por la directiva comunitaria. El juez quiere saber si es injusto exigir el pago del canon a personas/empresas que no van a piratear. Lo peor para los “autores” es que los 250 juicios que tienen pendientes se podrían paralizar hasta que haya una resolución europea, lo que haría que la SGAE no cobrase los más 10 millones de euros que exige hasta dentro de 5 años.

Aprovecho para contar otra noticia. España es el 6º país del mundo quemás piratean en la Red. En 2006 se descargaron 132 millones de películas. En 2007 el dato sube un 80% hasta llegar a 240 millones de películas descargadas de forma ilegal, lo que genera unas pérdidas de 1.000 millones de euros anuales.

Los del cine si estarían en el derecho de exigir un cobro del canon, no excesivo, y no como hacen Ramoncín y Pilar Bardem, que llevan décadas sin dar un palo al agua y encima cobran más que antes, gracias a tontos como nosotros. Si suben el precio de las cosas por gente que lleva años sin trabajar aumentará la piratería. Es la ley de la oferta y la demanda. Si el precio de lo ofrecido es mayor, la demanda es inferior, o busca vías alternativas, es decir, emule.

Anuncios